COMIENZA LA AVENTURA DEL SÍNODO